sábado, 8 de mayo de 2010

Estoy perdido.

Estoy perdido… pero me encontraba entre sus brazos… no quiero bajar… sigo aquí arriba… volando… miro hacia abajo… y la abrazo… no se por qué cada segundo que pasa mi vida se hace más dependiente… más… por qué sentirme mal… cuando lo tenia todo… por qué ansiar cada vez más… por qué quiero más… quiero poder dormir…. y saber que estará ahí cuando despierte… quiero reír y ver su risa… quiero llorar y encontrar un abrazo suyo… quiero… no quiero sentirme solo… no quiero ahogarme entre mis propias lágrimas… no quiero agarrar la almohada como si mi vida dependiera de ella… no quiero… quédate un poquito más… le diría… quédate… le gritaría… pero me callo… me trago mis palabras… porque sé que ha de irse… que no quiero que se sienta mal… un abrazo… sintiendo latir su corazón… quiero enredarme entre sus brazos… no quiero esconderle nada… no quiero que nadie se meta en algo que es solo nuestro… siento… me hace sentir… me da vida… estoy vivo… quiero ser su sombra… quiero ser la ropa que se pega a ella y la calienta… quiero ser la música que la relaja… quiero ser… un beso… unas palabras… dos palabras… no quiero buscar sentido a cada frase que escucho… no quiero que me entiendas… no quiero que sepas… tu que lees… no quiero que sepas todo lo que siento… no quiero que mires dentro de mi corazón… solo ella entró… lo siento… cerré la puerta con llave… y la atrapé… me atrapó… o yo me deje atrapar…

Quien quiere caminar solo… cuando puede hacerlo acompañado… quién quiere no sentir lo que siento… quién me envidia… quién lo más quiere… puedo esconder esto que siento… pero no quiero… puedo guardarlo… pero no quiero… no me importa que lo sepas… no… no me importa… no pienso caminar solo… no pienso esconderme al mundo… no pienso llorar cada noche… no quiero… y es ahora cuando siento todo lo que siento… pienso en lo que he sentido… y quiero gritar… gritar que no se vaya… que me acompañe la noche… esa noche… a la que tanto miedo tengo… gritaré algún día… gritaré que la amo… pero no hace falta… no hace falta ni que me lo diga ella bajito… para que no se entere nadie… no hace falta hablar siquiera… pero ahora… no deseo hacer nada… no tengo ganas de nada… solo quiero tenderme y abrazar esa almohada… pensar… imaginar… que estoy a su lado… como hace un rato…que la miro… que la hago reír… que la beso… que la amo…

No hay comentarios:

Publicar un comentario